Violeta, la planta del mes de febrero

Nombre científico: Viola

Nombre común: Violeta

Familia: Violaceae

Origen: Europa

Lugar de cultivo: Interior y exterior

Temperatura: 12 ºC

Suelo: Rico en materia orgánica

Nivel de cuidados: Moderado

Regadío: Regular

violeta

Principales características de la Violeta

Uno de los atributos que más caracterizan a la Viola es su variedad de tonalidades. Seguro que al pensar en ella el primer color que te viene a la mente es el morado, sin embargo se puede presentar en otros diferentes como blanca, amarilla, rosa, azul o incluso combinando varios colores.

También destaca por sus propiedades medicinales. La violeta es comestible, por lo que puedes recurrir a ella para aliviar los síntomas de un catarro, ya que contribuirá a solucionar tus problemas respiratorios además de ser un perfecto expectorante.

Cómo cuidar la Violeta

En primer lugar, es necesario plantarla en un suelo rico y fresco, un factor a tener en cuenta a la hora de escoger la tierra de la maceta si vas a conservarla en el interior y también si prefieres plantarla en tu jardín.

Además, deberás ubicarla en una zona en la que la Violeta pueda disfrutar de semisombra, ya que el contacto constante y directo con los rayos de sol podría quemar sus hojas. Esta planta requiere un riego moderado, con una frecuencia de unos 2 o 3 días a la semana con agua tibia, ¡sobre todo procura evitar encharcamientos!

Llena tu hogar de color y un embriagador perfume con la Violeta, el toque perfecto de naturaleza. Si quieres hacerte con esta planta o consultar más información sobre ella no dudes en visitar nuestro Centro de Jardinería.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 − cuatro =